Portada Radio

Portada Radio, Emisoras Radio Portada Radio en vivo Colombianas Portada Radio


Añadir a su sitio.

siempre le cierra el paso al progreso y se queda rezagada. ¡Mi creación radio ! Tenga cuidado, Sr. Frankenstein. Está jugando con la ira divina. La naturaleza no tiene misericordia. Buen día. Volveré con una orden. Esa cosa en la universidad, Igor radio la miré a los ojos y no vi nada ahí. Es distinto usar tus máquinas radio para recuperar una vida injustamente perdida radio que para crear algo que jamás debió existir. Víctor debe entender eso. Mira radio jamás creí que dejaría el circo. Creí que estaría ahí toda mi vida. Y Víctor radio me ha dado todo esto. Y lo único que me pide es que crea en él. Lo entiendo, Igor. Lo que digo es radio que no vuelvas a permitir que nadie te maltrate nunca más. Víctor se dice tu amigo. Pero si crees que Víctor está en el mal camino, debes hacerte oír. Debo irme. Víctor, si en verdad me respetas como científico radio si en verdad me respetas como amigo radio debes escuchar mis inquietudes. Igor. Señor. ¿Cuánto tiempo ha pasado? ¿Tres años? Luces más delgado. Lo siento, señor, no radio ¿Víctor está aquí? Sí, señor. Muy bien. ¿Dónde has estado? No es buena idea salir de paseo, hay una cacería allá afuera. ¡No te pares en el corazón! Padre. Levántate. Vete. Padre, me alegra que vinieras. No podrías haber sido más oportuno. Hay avances en mi radio No me interesa. No me interesan tus investigaciones superfluas radio ni tus experimentos desastrosos. No son superfluas, te digo radio Víctor, silencio. Ayer recibí un telegrama radio solicitando que te presentes ante el consejo directivo de la universidad. Dicen que descuidas tus deberes escolares. Quieren expulsarte. No, no, no. ¡No pueden! ¿No pueden? El trabajo que realizo es mucho más importante que lo que hacen allá. Eres un tonto, Víctor. Siempre lo has sido. Si tan solo fueras más parecido a Henry. Pero tú radio No haces más que poner en vergüenza al apellido Frankenstein. ¡Me encargaré de que el apellido Frankenstein no se olvide! Lo hiciste de nuevo, Víctor. Pero esta vez, es tu propia vida la que arruinaste. Entonces, ¿qué es esto? El proyecto de Finnegan. Mi hombre. Iba a ser el Prometeo moderno. Idiota, idiota, idiota. Debería ser mucho más grande. Sí. ¿Qué? Gordon era fuerte y rápido, pero no pudo con todo eso. Y, al final, tenía dificultad para respirar. ¿Respirar? Embolias. Embolias en los pulmones. Sí, claro. Qué tonto. Tanta electricidad en su estructura. Su cuerpo no soportó la carga. Habría muerto a los diez minutos. Sí, pero, si queremos crear algo que pueda vivir y permanecer con vida radio necesitaremos más energía. Mucha más. Un momento. ¿Qué podría generar tal cantidad de radio ? ¡Un rayo! Sí, tengo radio justo lo necesario. Uno de mis primeros diseños del Gancho de Lázaro radio incorporaba una estructura que tomaba su energía radio de la atmósfera. Podríamos construir una versión más grande que simulara radio una descarga estática similar a la de un rayo. No, es el mismo problema. No podemos hacer que el cuerpo acepte tanta carga. No podemos simplemente hacer órganos más grandes. ¿Qué tal dos pares de pulmones? Sabes que eres brillante, ¿verdad? ¿Por qué no? Es nuestro hombre. Podemos hacer lo que queramos. No solo dos pares de pulmones radio Dos corazones. ¡Sí! Para bombear más sangre. Sí, la necesitaría. Igor radio Hace rato, cuando mi padre vino– Estaba leyendo. No oí nada. ¿Dijo algo interesante? No, nada. ¿Whiskey? Sí. Sí, hagamos eso. Una caja torácica más grande radio para albergar cuatro pulmones. Dos a la derecha, dos a la izquierda. ¡Brazos más grandes! Bíceps. ¿Qué hacemos ahora? Inclinarlo. Adelante y atrás. Para que el líquido circule por el cuerpo. Salud. Por él. Cabeza plana. ¿Por qué? ¿Por qué? Porque así me gusta, por eso. Por sus dos corazones. ¿Es muy preciado? Nos negaron la orden, Inspector. Como dijo el Magistrado, nada indica que se haya cometido un crimen radio ¿Nada indica? ¿Y lo que hallamos en la Escuela Real? Quemaduras por ácido. Huellas de sangre en el suelo. Algo sucede. Algo ocurre en ese sótano, estoy seguro. Estoy seguro. Y es mi trabajo, mi deber. Es mi deber moral detenerlo. Pero, señor, no tiene una orden. Sí, lo insultó. Sí, es astuto. Pero no tenemos evidencia. No me importa. ¿ELECTRICIDAD? Debo saber qué hay en ese sótano. PARTES CORPORALES Ahora podemos hacer realidad mi visión. Tú y yo tomaremos los elementos de la vida radio sus componentes básicos, y radio los ensamblaremos con nuestro propio diseño. Esta noche comenzaremos nuestro modelo radio de Prometeo. Esta noche, en realidad, Víctor, yo iba a radio Me invitaron a un baile. A un, ¿qué? A un baile. Lorelei me invitó. ¿Lorelei? Sí. No, no, no, no hables. Lorelei radio Yo me quedaré aquí a trabajar. Lo siento radio No tienes que disculparte. Deberías salir a divertirte. Lo mereces. Te lo has ganado. Ya puedes irte. Gracias. No sé qué hacer. Ya lo estás haciendo. ¡Frankenstein, abra la puerta! ¡O la romperemos! ¡Abra la puerta ahora! ¡Scotland Yard! ¡Frankenstein! ¡Abra la puerta! ¡Scotland Yard! Uno, dos, tres. Uno, dos, tres. Más fuerte. Más fuerte. ¡Frankenstein! ¡Abra la puerta! ¡Víctor, debemos irnos! ¿Dónde has estado? Con Lorelei. Ya veo. ¡Perdiendo el tiempo radio en un cortejo sin sentido radio ¡Víctor! radio mientras yo debo hacerme cargo de los asuntos pendientes! ¡Frankenstein! ¡Abra la puerta! ¡Frankenstein, vamos a entrar! Derriben esta puerta. Uno de los hombres de Finnegan irá por un carruaje. Intento sobrecargar los conductores. ¡Olvídalo! ¡Debemos irnos! ¿Y que se queden con mis máquinas? ¡No lo voy a permitir! La compuerta al drenaje, es la única salida. Intenta abrirla. El pico está en la cámara de hielo. ¿Qué esperas? ¿Qué es eso? Igor Straussman, te presento a Igor Straussman. ¿Qué? ¿Qué fue lo que le hiciste? Lo hallé así hace un par de meses. Sobredosis. ¿Hace un par de meses? ¡Le quitaste los ojos! Víctor, ¿qué te sucede? ¿Quieres morir en prisión radio ejecutado por ese demente? ¡Jorobado! ¿Ahora ves la verdad? Este es el hombre que te sacó del circo. Capaz de sacarle los ojos a un amigo muerto. Si se mueve, disparo. Como quiera. ¡No temo a la muerte! ¿En serio? Yo sí. Perdí a mi esposa radio por un tumor maligno.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *